...

.
.
En las noches del verano,
en las durces noches claras,
cuando tiemblan las estrellas
entre medio d'una luna'zul y branca,
y s'escuchan a lo lejos los cantares
de los grillos y las ranas,
algo asín com'un jilguero
qu'en la joya las Torbiscas canturrara,
algo asín como los trinos d'una mirla
que dijera sus quereles junt'l agua,
se barrunta dende arriba de las sierras,
entre medio de los brezos y las jaras.

**Luis Chamizo, poeta extremeño

.
.

11 de octubre de 2007

Lo sabemos

No tengo por qué quejarme,
no hay motivos suficientes.

Los dos lo sabemos:
Tú,
no te acuestas con cualquiera,
tampoco te lías con cualquiera:
bendito tacto.

y Yo,
no puedo decir lo mismo:
puta barata ocasional.

No tengo por qué quejarme,
debería estar dando las gracias,
pon una puta en tu vida o algo.

8 comentarios:

renfield sonia dijo...

Hola, de pura casualidad tambien encontre un comentario tuyo en un blog que habia abandonado hace tiempo. Muchas gracias por los animos, no esperaba comentarios. Me alegro de que te gustase, ya ni recordaba el tema.
Me pondre con tu blog enseguida.
Un saludo!

Gabriel dijo...

Flamenco puro, Ana.
Besos

renfield sonia dijo...

Puta barata ocasional... porqué será que muchas veces el sexo es sustituto de la comunicación, incluso de la comunicación con nosotros mismos... me temo que el sexo en sí, es comunicación... aunque simbolice su propia negación.

Ana R dijo...

Uyssssss .Y amén.

Intenso

Saludos

Misael dijo...

será utopía ser puta con dignidad)

Fabiana dijo...

que resignacion ... no?

Melpómene dijo...

Y qué, también he sido puta ocasional... también he desgarrado mi vestido y he llorando lágrimas de sangre por eso, porque mi pecho se queda vacío.
Gracias por tu poesía.

Julio Roberto Prado dijo...

me gusta ese sentido del orgullo; derrocha amor. Está bárbaro tu poema.