...

.
.
En las noches del verano,
en las durces noches claras,
cuando tiemblan las estrellas
entre medio d'una luna'zul y branca,
y s'escuchan a lo lejos los cantares
de los grillos y las ranas,
algo asín com'un jilguero
qu'en la joya las Torbiscas canturrara,
algo asín como los trinos d'una mirla
que dijera sus quereles junt'l agua,
se barrunta dende arriba de las sierras,
entre medio de los brezos y las jaras.

**Luis Chamizo, poeta extremeño

.
.

6 de noviembre de 2007

Ayer por la tarde

Quisieras estar abajo,
lo sé,
y besándome.

No sé dónde me fui a colocar
que me quedé,
allí sola,
mirando.

Qué te puedo decir,
amor,
que me contagias:
de este huir,
de este nada.

Y tú,
mi amor,
oliendo a entraña,
como si no fuese contigo,
como quien solo huele;

Sorbitos de aroma,
como lo que trajo el aire ayer por la tarde.

10 comentarios:

lanobil, dijo...

No digas nada, huele, siente, prueba tus alas. Un saludo y espero que puedas visitarme.

AnaCess dijo...

Me gusta y me gusta tu espacio. Un saludo

Mallén dijo...

¡Qué bello! Me inspiró inhalar profuuundo...
Saludos.

sibila dijo...

hay contagios tan gratos. muy bello, ana.

Julio Roberto Prado dijo...

es como querer bailar con tu sombra en pleno aguacero. Es como sentarte a esperar que los pájaros emigren hacia otras copas. Es como esperar a nadie en los aereopuertos. Es como querer y no ser nada.

Pescador dijo...

Sorbos de aroma dejan tus escritos....recibe un abrazo aromático.

Luis Amezaga dijo...

Te colocaste donde sopla el viento para atrapar el aroma que todo amor deja al pasar.

IGNACIO dijo...

Que ingrato que no escuche tus palabras.

El poema bajado es el fiel reflejo de los pueblos de mis padres, cuando yo era pequeño.
Y me reflejo...

Bs.

Misael dijo...

melancolía

Gabriel dijo...

Bello, Ana, muy bello.
Nunca dejes de escribir.
Besos trasatlánticos.