...

.
.
En las noches del verano,
en las durces noches claras,
cuando tiemblan las estrellas
entre medio d'una luna'zul y branca,
y s'escuchan a lo lejos los cantares
de los grillos y las ranas,
algo asín com'un jilguero
qu'en la joya las Torbiscas canturrara,
algo asín como los trinos d'una mirla
que dijera sus quereles junt'l agua,
se barrunta dende arriba de las sierras,
entre medio de los brezos y las jaras.

**Luis Chamizo, poeta extremeño

.
.

26 de marzo de 2008

algo sofisticado, y rápido,

Ahora
o cuando te parezca
mátame
pégame dos tiros
algo sofisticado,
y rápido,
que simplemente digan
la mató porque era suya.

12 comentarios:

josé luis cervera dijo...

La entrega absoluta no es sino la muerte. Supone una perdida total de la materia y de la forma. Se es nada cuando eso, en vida pasa. Queda el alivio fingido del placer del qué dirán: "la mató porque era suya". De nada sirven los placeres, los amores y demás si luego no se pueden contar.

Gracias.

Juan Cosaco dijo...

Pues yo creo que si se siente eso de verdad, los tiros no matan.
Salud!

Gabriel dijo...

Suya su vida y su muerte. Pura pasión...
Un abrazo, Ana.

Gabriel

Jorge Arce dijo...

Puede ser una interpretación del amor y el odio... no se. Definitivamente me gusta lo que escribes. !Un abrazo!

satira dijo...

ufff este me encanto , morir a manos de alguien , morir de pasion...

saty : )

CASANDRA dijo...

generalmente lo que escribimos puede no resistir un análisis lógico o sicológico... pero nos sale del alma o de la cabeza
o del raye en que andemos....Me gusta lo que escribes y cómo lo dices. un beso

uno de tantos... dijo...

Cambié de casa, te espero allá!
Solo sigue el link en mi perfil :-)

Amo a camarón, creo que eso ya lo había dicho aqui... jejeje
Pero sigue siendo cierto!

Anónimo dijo...

(...)



Selene, Wooo.



Me encanto, esa muerte chiquita que uno aspira. Genial Genial




Me reporto, he tenido mucho trabajo, hablando de trabajo, estas lista para volver a las andadas tengo algo que quiero que cambies.

Cuidate mucho, saludos.




Hard.

sibila dijo...

cuánta cuánta loba hay aquí adentro!

Mariel Ramírez Barrios dijo...

AY,Mi amor
tu poema de hoy me trae reminiscencias de un amor mío,sueño mío,que terminó en miedo
paranoia
temor de morir en sus manos.
Camarón
inefable ,como siempre.
Grabada en mi memoria queda una velada en Torrelodones,oyendo a TOmatito.
un abrazo argentino
te extraño
Visitame.

Bolki dijo...

¡Que ganas de morir, la verdad!
Con lo bien que se está viv@.

El hombre que tiene alas dijo...

Vine antes, cambié de nuevo, espero que última vez...
Te seguiré leyendo :-)